DOSSIER SAN JUAN

Depravado, de conocida familia sanjuanina, fue condenado por abusar y amenazar a su ex

Compartí con tus amigos

Por Dossier San Juan

El hombre deberá pasar 10 años en el Penal de Chimbas luego de ultrajar por años a quien era su pareja. El testimonio de su hijo fue crucial.

Este miércoles 20 de abril, Facundo Valentín Torraga fue condenado a 10 años de prisión efectiva por los delitos de abuso sexual y amenazas contra quien era su pareja. La sentencia fue dictada por un tribunal encabezado por el juez Jorge Abelín Cottonaro. La Fiscalía, a cargo de Eduardo Martínez, había solicitado 12 años de cárcel, mientras que su abogado, Fernando Villalba, 6 años y medio.

Los hechos por los que fue juzgado Torraga, hijo de un reconocido bodeguero de la provincia, ocurrieron entre 2015 y 2019, según el relato de la víctima. La denuncia había sido realizada por amenazas con arma de fuego y por dos episodios de abuso sexual, uno de los cuales no pudo ser probado según entendió la Justicia y el imputado fue absuelto de este por el beneficio de la duda.

Los fundamentos de la resolución judicial serán leídos el próximo 11 de mayo, donde justamente se conocerá porqué el tribunal lo encontró culpable de dos delitos y lo absolvió por el otro. Sin embargo, el fiscal de la causa, Eduardo Martínez, entendió que uno de los hechos de abuso sexual y las amenazas con arma de fuego quedaron probados con el testimonio del hijo de la pareja.

Según trascendió, el niño presenció partes de dichas escenas de violencia, lo cual relató en cámara Gesell. Mientras que, en el otro caso de abuso sexual, del cual fue absuelto Torraga, solo se contaba con el testimonio de la víctima -por haberse dado en una situación de total intimidad-, lo cual resultó insuficiente como prueba para que reciba un castigo por ese presunto hecho.

El abogado defensor sostuvo que hay que ser prudentes y esperar los fundamentos pero manifestó su disconformidad con el fallo ya que consideró que el relato de la víctima en cuando a los dos hechos de abuso fueron ‘uniformes’ y solo se le dio credibilidad al relato de uno de ellos. Ante esto, adelantó que hará uso de la vía recursiva correspondiente, es decir que apelará el fallo.

Asimismo, Villalba expresó su malestar porque le hayan dictado prisión preventiva a su cliente, siendo que transcurrió la investigación y el juicio en libertad y aún la sentencia no está firme como para que quede tras las rejas. En este escenario, teniendo en cuenta que el letrado apelará la decisión, recurrirá al Tribunal de Impugnación para que Torraga mantenga la libertad.

Cabe recordar que durante la investigación la Fiscalía preveía que Torraga podía llegar a pasar 25 años en la cárcel pero en los alegatos solicitó 17 años y antes de la lectura de la sentencia bajó sus pretensiones a 12 años. Por su parte, el abogado defensor sostenía que su cliente debía ser absuelto por contradicciones en los testimonios, aunque luego solicitó la pena de 6 años y medio.

Otro dato importante, y que generó contrapuntos, es que Torraga tenía una condena de 8 meses de prisión en suspenso por golpear a su anterior abogada, con quien mantenía una relación de pareja. Finalmente, este fallo no se le unificó con la nueva pena por ser anterior. Es decir, el acusado no cometió ningún delito posterior a la condicional como para que se le acumulen las penas.